Por Alison Brown

04 mayo 2018 - 09:39

Feria de la educación británica en Madrid y Barcelona en octubre de 2014

Tanto si estás pensando en una breve experiencia laboral de verano como en un empleo de mayor duración, trabajar en el Reino Unido es una manera fabulosa de ampliar tus perspectivas profesionales y consolidar tu nivel de inglés.

Hoy Alison Brown, asesora en el British Council de Valencia sobre temas de estudio y trabajo en el Reino Unido, comparte con nosotros algunos consejos prácticos para encontrar empleo en suelo británico.

1. Comprueba que tienes lo que buscan las empresas

Las expectativas de los empleadores del Reino Unido pueden ser muy distintas de las de los españoles, por lo que deberías asegurarte de qué es lo que exigen. Por ejemplo, para la mayoría de las convocatorias de empleo público no se requiere hacer oposiciones, y muchas vacantes en que se pide una carrera universitaria están abiertas a titulados de cualquier especialidad. 

En los sitios web del Servicio Nacional de Orientación Profesional (National Careers Service) del Reino Unido y de Prospects (solo para titulados universitarios) puedes encontrar exactamente qué buscan las empresas británicas para los distintos puestos. Investiga también dentro de tu propio sector con objeto de averiguar qué se ofrece en estos momentos y si tus capacidades y experiencia son las que se están demandando.

Si descubres que hay mucha diferencia entre lo que quieren los empleadores y lo que tú puedes proporcionar, acumula experiencia relevante antes de ponerte a presentar solicitudes; es posible hacerlo tanto en España como en el Reino Unido, trabajando como voluntario, a través de prácticas o en otro puesto no relacionado en el que adquieras habilidades que luego puedas aplicar.

2. Encuentra la estrategia de búsqueda de empleo que mejor se ajuste a ti

Como asesora educativa y profesional, muchas veces me preguntan si es mejor solicitar un empleo desde España o trasladarse antes al Reino Unido.

Eso depende, en gran medida, del tipo de trabajo que busques y de la experiencia que poseas. Por ejemplo, para áreas donde existe escasez de personal (shortage areas) y puestos de alto nivel, los responsables de la contratación suelen tener en cuenta también a los solicitantes de otros países. Es el caso, asimismo, de algunos empleos veraniegos de corta duración, tipo au pair o los relacionados con los cursos de verano.

En otros casos, puede ser conveniente encontrarse ya en el Reino Unido, dado que competirás con candidatos que residan allí, y que puede que tengas que acudir a varias entrevistas.

Además, es fundamental saber dónde mirar. La mayor parte de las ofertas se publican por internet; puedes encontrar los sitios más adecuados para ti utilizando motores de búsqueda de empleo generales o específicos por sectores.

Algunas empresas más pequeñas admiten solicitudes presentadas por propia iniciativa, y si quieres colocarte en hostelería o en el pequeño comercio, puede merecer la pena llevar tu CV a posibles empleadores.

Una manera de ampliar tu búsqueda de empleo es a través de agencias de contratación especializadas. La Confederación de Contratación y Empleo (Recruitment and Employment Confederation), cuyos miembros se rigen por un código de prácticas profesionales, puede ser un buen punto de partida. Los contactos son también importantes, por lo que una buena idea es pasarse por ferias de empleo o entrar en grupos donde puedas hacer contactos en tu sector.

Un agente educativo o miembro del personal informando al público

3. Asegúrate de que tu nivel de inglés es adecuado para el trabajo que deseas

Aunque te resulte sorprendente, los empresarios británicos no necesariamente te pedirán un nivel o un título concreto de inglés, pero esperarán que seas capaz de desempeñar tu labor en este idioma, y tratarán de averiguar si es así durante el proceso de solicitud de empleo. Por eso deberías dejar claro en tu currículum los estudios de inglés que has realizado.

Los alumnos con los que he tratado suelen hacer algún curso de inglés en España o estudiar en el Reino Unido antes de empezar a buscar trabajo. Pero si realmente tienes que demostrar tu nivel de inglés con una certificación, la página de exámenes de inglés del British Council te ofrece muchas opciones.

En el caso de que tu nivel sea muy elemental, sé realista acerca de los tipos de empleo a los que puedes optar inicialmente. Algunas de las personas a las que he asesorado han empezado como voluntarios o en puestos que no tenían relación con su formación, mientras estudiaban inglés en su tiempo libre, para pasar después al sector que les interesaba.

4. Publicítate de forma eficaz en inglés

El vocabulario para buscar empleo es territorio desconocido para muchas personas, ¡incluidos numerosos hablantes nativos de inglés!

El curso online gratuito English for the Workplace del British Council puede ayudarte a mejorar tu comunicación en este contexto; del mismo modo, en otros artículos de nuestro blog encontrarás excelentes recomendaciones sobre cómo preparar tu curriculum vitae en inglés y cómo preparar una entrevista de trabajo en inglés. En el Reino Unido, las redes sociales se utilizan como herramienta de contratación, así que merece la pena tener actualizado tu perfil de LinkedIn en inglés.

5. Piensa en dónde quieres vivir y cuánto te va a costar

Hay ofertas de trabajo por todo el territorio británico, así que no tienes que centrar tu búsqueda solo en las grandes ciudades como Londres. Puedes averiguar cuál es la situación laboral en otros lugares mediante estas guías por ciudades.

El coste de la vida puede variar, y mucho, dentro del Reino Unido, de modo que es un aspecto que debes tener en cuenta a la hora de comparar salarios en los anuncios de empleo de todo el país. En el sitio web de Numbeo encontrarás los principales costes en numerosas ciudades, como el alquiler, las facturas de servicios básicos, etc.

6. Deja listo el papeleo antes de irte

Actualmente, si eres ciudadano de la UE solo necesitas tu DNI o pasaporte; no tienes que solicitar permiso de trabajo para el Reino Unido. Esto, naturalmente, puede cambiar tras el Brexit, así que mantente al día de los cambios en la página web del gobierno británico sobre el Brexit .

Algunos empleadores pueden pedirte una traducción jurada de tus certificaciones o un certificado de equivalencia emitido por UK NARIC para comprobar a qué títulos británicos equivalen los que tú posees. Es más frecuente que lo exijan en empleos para titulados universitarios, por lo que podría no ser necesario si lo que buscas es otro tipo de trabajo.

Igualmente puede ser necesario aportar otros documentos específicos para algunos sectores, como un certificado de antecedentes penales, en el caso de que vayas a trabajar con niños o colectivos vulnerables. Entérate de lo que necesitas antes de partir, con el fin de que todo sea más sencillo una vez consigas trabajo.

Cuando ya estés en el Reino Unido tendrás que solicitar el número de la Seguridad Social (National Insurance Number). La Consejería de Empleo y Seguridad Social en el Reino Unido cuenta con una guía muy competa sobre estos y otros muchos aspectos que los ciudadanos españoles deben considerar antes de irse a trabajar a Gran Bretaña o Irlanda del Norte.

Como puedes ver, hay muchos recursos y muy buenos, así que, independientemente de cuál sea tu situación, ¡seguro que puedes hacer algo hoy para multiplicar tus posibilidades de encontrar el trabajo perfecto en el Reino Unido!

Alison Brown profile picture

Alison Brown

Es licenciada por la Universidad de Nottingham y posee un posgrado en Orientación Profesional. También es miembro del Instituto Británico de Desarrollo Profesional y ha ejercido como asesora de empleabilidad para la Universidad de Sussex, tras trabajar en el sector de los recursos humanos en Londres. Actualmente trabaja en nuestro centro de Valencia orientando a personas que desean ampliar sus estudios o desarrollar su carrera en el Reino Unido.

También te puede interesar...